Se acerca Halloween, ya se acerca la noche de ánimas. Una noche especialmente relevante para los amantes del cine de terror y lo fantástico, así que no me he podido resistir a hacer un compendio de pequeñas joyas para ver en una noche tan señalada. He intentado no poner las míticas que para eso ya existen cienes y cienes de listas.

 

dsdsd

“La cabaña en el Bosque” –  THE CABIN IN THE WOODS – Joss Whedon (2012)

Como su propio nombre indica, es la mítica película sobre una panda de adolescentes que se van a pasar un fin de semana a una cabaña en el bosque. Hasta ahí todo muy manido, chistes absurdos y un poco de sexo light incluidos. Pero de pronto todo lo que creías que estaba pasando se vuelve cada vez más enrevesado. Nada es lo que parece. Prefiero que seáis vosotros mismos los que la descubráis sin deciros nada más. Cualquier otra cosa que diga puede estropearos el genial desarrollo de la película. De hecho no os voy a poner ni el tráiler para que no os comáis ningún spoiler.

Pros: Muchas referencias a otros títulos de terror y fantasía. Muy freaky.

Contras: Quizá el hecho de que empiece como un millón de películas del género os eche para atrás.

elvira-film

“Elvira, la dama de la Oscuridad” – ELVIRA, MISTRESS OF THE DARK – James Signorelli (1988)

Ahora vamos con un poco de cine thrash. Esta película tan olvidada en el imaginario colectivo fue una de aquellas cintas que no paraban de repetir en los primeros años de Antena 3 fin de semana si, fin de semana también. Con una protagonista tan carismática y reconocible como el personaje creado e interpretado por Cassandra Peterson, Elvira.

Elvira es una presentadora de películas de serie B en un canal de tercera, pero todo eso va a cambiar cuando reciba la herencia de su tía Morgana: una mansión en Fallwell y un extraño libro de recetas que su tío Vincent Talbot busca con mucho tesón. Muchos guiños a la serie B y un poco de comedia de serie y (por no decir z). Una película para pasar un buen rato.

Pros: es divertida por momentos, mola su estética gótico-cutre y sobre todo su protagonista Elvira.

Contras: No ha soportado demasiado bien el paso del tiempo, pero se deja ver.

 

repo_genetic_opera_fan_poster_by_thirtysevensquared-d3b938j

REPO!! THE GENETIC OPERA – Darren Lynn Bousman (2008)

En un futuro no muy lejano existen unos médicos especializados en extraer los órganos no pagados de sus hasta entonces poseedores, son los REPO-men. Con una puesta en escena más que loable con el poco presupuesto con el que contaban, logran narrar una gran historia de ciencia ficción. Los números musicales están también a la altura (a pesar de contar con la “actuación” de Parys Hilton) Ciencia ficción post apocalíptica con tendencia al romance más necromantico y bizarro. Simplemente SUBLIME.

Pros: La temática, los efectos, todo…

Contras: ¿Os he dicho ya que sale Parys Hilton?

La música de fondo es una de las cosas más importantes para darle un toque más real a las partidas de rol o los juegos de mesa. Reitero lo de “de fondo”, ya que no es aconsejable que la música atruene (salvo si la escena se desarrolla en una discoteca o un concierto). Dependiendo del universo en el que se base el juego, la época en la que se desarrolle la partida, etc. utilizaremos unos recursos musicales más adecuados. Como comprenderéis, no es lógico estar matando criaturas primigenias a ritmo de la BSO de Blade en el año 1927. Es anacrónico.

Esta primera entrada me gustaría dedicarla a los juegos de terror tipo La llamada de Cthulhu, Kult, Aquelarre… Debido a la variedad de épocas y terrores que se abordan en estos juegos, las músicas varían mucho. Desde música clásica, bandas sonoras de películas y videojuegos, jazz, a funeral-doom y otras vertientes del metal.

La lista más o menos quedaría confeccionada de esta manera:

– BSO de películas como El Secreto de la Pirámide (El Joven Sherlock Holmes). Hay pasajes muy recomendables sobre todo para escenas de investigación o búsqueda.

– BSO de juegos como Silent Hill (sobre todo la BSO del primer juego de la saga, el de PSX) El punto fuerte de esta BSO son sus clímax de horror. No hay nada más aterrador que enfrentarte a un zombie mientras suenan una serie de chirridos metálicos atronando desde el receptor. Si logras que tu jugador no salga huyendo despavorido, conseguirás un gran golpe de efecto.

– Funeral-doom y otros tipos de metal pesado. Ideal tanto para juegos actuales (Kult, Fragmentos…) como para La Llamada de Cthulhu. Pensareis que poco tiene que ver esto con la música de principios del siglo XX, pero en los discos de grupos como Catacombs o Cathedral se encuentra la esencia misma de los horrores descritos por el maestro Lovecraft. Ruidos y melodías salidas de lo más profundo del océano y de la tierra.

– Jazz. Aquí entran en juego los conocimientos que tenga el DJ sobre este género. Una ayuda bastante agradecida la encontramos en la Wikipedia: “Jazz in 1920s”En esta página en particular repasan los estándares que eran populares en cada año de la década de los años 20 del siglo pasado.

– Música Clásica. Podemos encontrar piezas absolutamente reconocibles como el Para Elisa de Beethoven o la Marcha Fúnebre de Chopin u otras más desconocidas pero igualmente efectivas como la Música para el Funeral de la Reina Mary de Purcel (ideal para una escena de redención).

Más o menos podéis haceros una idea de por donde va el tema. Podemos decir que cualquier música que evoque la situación a ambientar servirá perfectamente. Aunque he dejado para el final la opción más alejada del horror: la música alegre que se torna en siniestra por el contexto de la escena. Imaginaros que mientras caváis en un cementerio (por cualquier motivo lógico, claro está) comienza a sonar una música alegre tipo Intermission de The Offspring que no sabes de donde diablos sale. Y a lo lejos aparece la silueta de lo que parece ser un enterrador tullido. Escalofriantemente genial.

Bueno, pues sin enrollarme más os emplazo a continuar con las músicas para el juego en otra ocasión no muy lejana.
Extra: Una lista que contiene lo anteriormente mencionado:

Lista ejemplo Terror

Bueno, lo primero de todo debería presentarme: Mi nombre sera Assenoth para esta nueva aventura y cuando os llame por vuestro numero o color debéis contestar: ¡Sí, mi Gatekeeper! Uff, perdon, he traspapelado mi intervención en este blog con otra cosa. Cosas de la edad (los eones no perdonan).

Llevo más de veinte años en el mundillo de los juegos de Rol. Se podría decir que desde que tengo uso de razón (si es que en algún momento la tuve).

Aunque mis gustos se basen principalmente en juegos orientados más hacia el terror (La llamada de Cthulhu, Kult, Aquelarre, Fragmentos…) no le hago ascos a una buena partida de Star Wars o El Señor de los Anillos. Como habéis podido observar mencionó bastantes juegos de la extinta y añorada editorial Joc Internacional. Será que son los juegos que marcaron mi juventud y mi vida o peor, será cosa de la vejez.

Soy un devorador de literatura, sobre todo de literatura fantástica y de terror. Mi escritor favorito es Lovecraft y toda su cátedra de precursores, seguidores y amigos. También sigo a Anne Rice o Orson Scott Card.

Soy un gran amante de la música y me encanta rebuscar entre las cajas de las tiendas de música por aquellos discos, ya sea por su calidad musical o por su interés friki que permanecen dormidos a la espera de una mano liberadora. Con más de 500 referencias entre CD’s y LP’s, mis gustos musicales van desde la música clásica a la música alternativa, pasando por el rock más clásico e incluso el flamenco.

Pues ahora que ya me conocéis un poco mejor podemos comenzar con los preparativos para las partidas de rol, como por ejemplo, la ambientación musical.

 

Nos leemos.